Comentario de TV: “Iron Fist”, segunda temporada

La asociación de Marvel y Netflix alrededor de su propio universo de series (lamentablemente separado del resto del UCM) ha sido muy prolífica, y en términos generales de gran calidad. Todo inició tremendamente bien con “Daredevil” y “Jessica Jones”, dos series muy bien logradas que mantienen la esencia de los personajes, aunque con un tono un poco más oscuro que el  resto del material audiovisual creado por Marvel.

Sin embargo después de este gran comienzo, este universo decayó un poco con “Luke Cage” y más aún con “Iron Fist”, el más débil de los cuatro personajes que a su vez forman el equipo “Defenders”.

La historia de Danny Rand, un chico millonario que luego de perder a sus padres en un accidente se transforma en el Iron Fist (que le da un súper golpe con su puño), no fue lo suficientemente atractiva para los fans. Esto quizás se debe a un protagonista con poco carisma, o una historia débil con un villano totalmente irrelevante, cuya única gracia era que no se moría.

Es por esto que esta segunda parte se esperaba como la gran revancha del personaje, para ver si era capaz de levantarse y estar al nivel de “Daredevil”; Y la verdad es que aún no le alcanza. Esto no significa que la serie sea mala en ningún caso; es entretenida y la historia es lo suficientemente atractiva como para querer ver el capítulo siguiente, pero tener a un chico millonario experto en artes marciales con un super puño, es material base suficiente como para crear una tremenda historia, y esto no pasa por las siguientes razones:

La primera, es mantener en roles protagónicos a Ward y Joy, dos de los personajes más insípidos que han salido en la TV de los últimos años. La verdad es que sus historias son muy poco o nada interesantes… ya era así en la primera temporada y aquí eso se mantiene. En segundo lugar, el nuevo rival de Danny, Davos, tampoco es muy carismático, y el actor que lo interpreta mantiene la misma expresión el cien por ciento del tiempo. Además sus intenciones “ocultas” son bastante obvias, muchas de las cuales incluso se revelaron en los tráilers de esta segunda temporada, así que hay muy poco misterio con este personaje.

La que sí produce intriga y es uno de los aportes de esta segunda temporada es Mary Walker, personaje a cargo de Alice Eve (“Star Trek en la oscuridad” y “Men in Black 3”) quien juega un papel muy importante en la serie y cuyo extraño comportamiento mueve los hilos de la trama en más de una ocasión y de forma inesperada.

La segunda temporada de “Iron Fist” no es peor que la primera, pero tampoco es mejor, algo que se esperaba bastante considerando que la alianza Marvel y Netflix ya nos ha demostrado con creces que es capaz de hacer cosas increíbles. Solo esperamos que no se sienten en sus laureles para la próxima.

Por Juan Carlos Berner

Sígueme en @jcbernerl

Autor: Cine

Compartir este post

Comentar

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *