6 Cosas que no sabes de “(500) días con ella”

Hay pocas cosas más mala onda que un corazón roto. No sé si a ustedes les pasa, pero cuando mi corazón se siente triste, tiene rituales que le gusta seguir, ya sea para salir de la tristeza o para ponerse más triste.

Ver “(500) días con ella” es una de mis estrategias para estar más triste; el dolor más grande de amor, es amar con locura y no ser correspondido. Lo que le pasa a “Tom”; encontrar en “Summer” a la mujer de sus sueños, el amor de su vida, pero el amor de la vida de ella era otra persona. Se encontraron en el lugar y el momento equivocado. Cuando estoy deprimida, amo odiar a “Summer”, pero sé que al final, no es culpa de ella que “Tom” no haya resultado ser el hombre de sus sueños. Sufro más cuando recuerdo eso: al final, el amor es una cosa que es o no es, no se puede forzar ni nada…

Ya, me deprimí otra vez. Mejor, vamos directo a la “trivia”, a los datos de la película que no tienen mucho qué ver con sentimientos y corazones rotos:

1. La escena favorita de Joseph Gordon-Levitt

El actor ha dicho en varias ocasiones que su escena favorita es la del musical, cuando bailan “You make my dreams ”, de Daryl Hall y John Oates. Es súper entendible: aparte de ser entretenida, es un momento muy feliz para “Tom”.

2. El color azul

Si eres de esos que se fijan mucho en los detalles, habrás notado que “Summer” siempre viste el color azul y jamás el rojo. Esto, porque los encargados de vestuario querían hacer que los ojos súper azules de Zoey Deschannel se vieran más azules y brillantes.

3. “She’s like the wind”

La música era un tema muy importante en la vida de estos dos; la primera vez que “Summer” le habla a “Tom”, es precisamente por que él estaba escuchando una canción de “The Smiths”. Durante toda la película, cantan y hablan mucho de música. “Tom” asocia en muchas oportunidades la personalidad de “Summer” con la canción de Patrick Swayze, “She’s like the wind”, que se traduce, literalmente, “Ella es como el viento”. Ay, “Summer”, tanto que nos haces sufrir…

4. Días buenos y días malos.

Durante los 500 días que vivimos esta historia de (des)amor, hay días buenos y días malos para “Tom”; cuando los días son buenos, el ambiente es liviano, los colores claros y brillantes. Pero, cuando “Tom” está teniendo un mal día, todo es más oscuro y denso.

5. La ruptura

El horrible momento en que “Summer” termina su relación con “Tom” y nos rompe el corazón a todos ocurre en el día 296. Según cálculos hechos en base a la información entregada por ella cuando se reencuentran, se casó el día 476. Esto quiere decir, que después de que terminó con “Tom”, conoció a otro hombre, se enamoró y se casó con él en 6 meses, lo que hace este encuentro aún más horrible y doloroso.

6. La banca en Angel’s Knoll.

Después de ese dato doloroso, terminaré este conteo con un dato entretenido: la banca del parque en la que se sientan a conversar, es un sitio real en Los Ángeles. Está ubicada en Angel’s Knoll y, después del estreno de la película, se convirtió en un punto turístico.

Por Gaby Potter.

Fuente: www.cinefilosweb.com

Autor: Cine

Compartir este post

Comentar

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *